20 mar. 2009

Viaje a Barcelona vol.1

Bueno, ya es hora de renovar y contar mi viaje, mi intenso viaje a Barcelona con mis amigos de la universidad, que decidimos hacer una pequeña escapadita y conocer mundo juntos. Han sido tantas cosas, que empezaré por el comienzo:

Quedamos todos en el aeropuerto el día 12 sobre las 4:30 para facturar las maletas. Así lo hicimos... aunque eran bastante desagradables los que nos atendieron... y además inútiles, pero de eso ya hablaré más adelante. Hicimos tiempo antes de embarcar jugando a las cartas, a polis y cacos. Era a lo único que podíamos jugar ya que eramos unos 12 en total. Montamos en el avión, un poco esparcidos pero a mi me tocó con Aldo. El viaje se me hizo cortísimo y no paraba de reírme con los chistes TAN MALOS que me contaba. Fue muy divertido, el señor que estaba al lado de Aldo nos miraba e intentaba meterse en la conversación.

Llegamos a Barcelona y vamos a por nuestras maletas. Salieron enseguida... todo parecía ir demasiado bien, pero no fue así. La maleta y la mochila de Irene no aparecían. Estuvimos allí una hora, entre esperando la maleta, reclamando y toda la movida. Resulta que sus pertenencias estaban en Vigo... que se las llevarían al día siguiente por la mañana al hostal donde nos hospedamos. Irene un poco de bajona, como es lógico y algunos cabrones haciendo bromas, pero con buena intención para llevarlo con humor y de la mejor manera posible. No teníamos ni idea de cómo iríamos a nuestros Hostal, cogimos un autobus que nos costo 4'25€ y nos dejó en Plaza Cataluña. Supuestamente de ahí al sitio eran unos 5 min andando... bien, pues no sé a qué paso van los catalanes porque tardamos 20 min como poco. También es cierto que nos equivocamos y andamos en dirección contraria, pero nos dimos cuenta rápido. Y todos con la maleta, muertos del cansancio... menos Irene (algo bueno tenía que tener).

Bien, pues por fin llegamos a nuestro destino, el hostal Windsor. Hicimos la reserva por internet y eran dos habitaciones de 6 personas. Un detalle sin importancia es que Mario perdió el papelito que tenía que entregar allí para que nos diesen la habitación. Pero no pasó nada al final... se pudo solucionar. Estábamos exaustos y contemplamos el edificio... parecía el de la película REC.

Daba un poco de miedete y el ascensor parecía poco seguro. Hicimos dos grupos, en una habitación todos los chicos y Marina, y en la otra las demás. Bien, pues nos dieron habitaciones separadas, una en cada planta... yo no sabia lo que les había tocado a ellos, pero nosotras en cuando vimos la habitación nos miramos en plan: DONDE NOS HEMOS METIDO
Era un zulo, con una ventana sin cortina, que justo en frente daba a la ventana de la cocina y vimos a un montón de chinos. Tres literas cochambrosas, las paredes
manchadas y ya la broche de oro... un ventilador lleno de mierda. Pues si nosotras nos quejábamos... lo de los otros no era para menos. Para llegar a su habitación tenían que atravesar otra conjunta y nada más entrar te encontrabas de repente a un señor dormido en una litera, roncando con los pies negros. Llegas a su habitación, y ni se cierra la puerta, es de estas correderas. Sinceramente, me sentí afortunada.

Reclamamos, hablamos con el chico que lo llevaba, pero decía que no podía hacer nada más. Los baños de su planta al menos parecían limpios y eran grandes. En nuestra planta, lo bueno es que lo teníamos justo en frente, dabas un paso y ya estabas dentro.

Excepto a alguna pijuna como Nerea que le entró el bajón el resto nos lo tomamos con humor, como no. Nos reíamos de todo... estábamos como tontitos y es que ya hacíamos coñas con todo lo que nos estaba pasando. Hombre, somos jóvenes... nos tendrán que pasar estas cosas a los 20 años, además así tenemos anécdotas que contar. Nos fuimos a cenar a un Burguer para tener un bonito recuerdo del primer día allí en Barcelona todos juntos. Bueno, estábamos todos hambrientos y comimos muy bien. Lo mejor fueron las historias de Aldo con su ex-novia. Contado pierde mucho, pero es que la ponía a parir y la trataba fatal... en plan que le llamo a las 5 de la mañana para decirle que le quería y él: ¿Y PARA ESO ME LLAMAS A ESTAS HORAS? TU ESTAS TONTA y cosas así... jajaja pues calla que no va el tío y suelta: No pero si yo soy un ángel caído del cielo y todos los sabéis... (fue la frase del viaje).
A lo mejor os lleváis una idea equivocada de Aldo al leer esto, pero tiene razón, es un angelito... en este viaje le he conocido mucho más y ha merecido totalmente la pena.

Llegamos ya cenados otra vez al hostal, y como no... nos juntamos los 12 en nuestra habitación, en las literas de arriba 3 personas y luego uno en cada cama de abajo. A parte de que hacía mucho calor... no me explico cómo no nos llamaron la atención. Y por si las literas no estan rotas lo suficientemente que va Mario y se carga un somier entero... Nerea tuvo que dormir como veis en la foto. Fue la noche de vernos todos en pijama (yo con el mío de monetes que es precioso,). Lo mejor fue el momento en el que Aldo se puso a grabarnos, y como no... con una cámara delante te pones tontito. Nico tenía una bolsa que él llamaba "Bolsa para retrasados" que era una bolsita que se ponías en el pantalón y ahí guardaba el dinero y tal para que no se lo robasen, pues para hacer la coña le dijimos que lo enseñase. Empezó a hacer el capullo, haciendo que se sacaba otra cosa... sacó un billete de 50€ y se lo empezó a restregar por el cuerpo. Mientras el resto le cantábamos la canción de striptease... pues va Sixto y le quita el billete y se queda cada uno con una mitad.
Silencio... observamos la situación... silencio... observamos a Niko... silencio.... JAAAAAAAAAAAAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA. Pero todo esto en cuestión de segundos,contado creo que también pierde pero ¡fue bestial!

Se nos hizo tardísimo y echamos a los intrusos de nuestra habitación para nosotras intentar dormir. Y digo intentar porque no dormimos NADA, al menos todas menos Cris. Es una amiga de Delia que se vino al viaje, Una tía majísima... te reías mucho con ella y se reían mucho de ella porque estaba costipada e imitaban su voz nasal. Bueno, pues como estaba malita y no podía respirar.... RONCABA. Dios mío... qué noche, qué noche. Todas desesperadas, Nerea sobretodo que se la oía:

-Tic tic tic tic (ruido que se le hace a las vacas que no me sale por escrito)
-CRIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIS
Paraba unos segundos, pero luego volvía... y yo es que me partía de risa... eso a Silvia le aliviaba porque decía: Ah vale, no soy la única pringada que esta despierta... xD.
Se nos hizo eterrrrrna esa noche:
-¿qué hora es?
-Las 4:15
-¿qué hora es?
-Las 4:35
-¿TODAVÍA?

Imaginaros cómo nos levantamos la mañana siguiente... pero eso en el próximo capítulo amigos ;)

6 comentarios:

  1. Uoohhh, gambiterilla! ya se te echaba de menos por el blog. Y encima vienes con cronicaza!
    Espero ansiosa el siguiente capítulo ;)
    Por cierto, a nosotros en París nos pasó algo parecido con lo de la habitación zulo: era un mini-apartamento que tenía la cocina en un pasillo de dos metros de largo. Y una sala de estar diminuta. Había una puerta y pensamos "eso será la habitación principal". La abrimos y tacháaaaan...UN ARMARIO xD
    Besicos!

    ResponderEliminar
  2. cucú!! sabes quien soy? XD
    tia que guay me acabo de leer la crónica y me he estado riendo sola xD
    a nosotros en el viaje de fin de curso de parís nos pasó algo parecido... solo que lo mio era peor... era un albergue y tenia las sabanas manchadas de sangre en la parte del culete, vamos... que era de menstruación (ascazo...) al final me tuve que ir la primera noche con mi chico y 4 chicos más a dormir porque pasaba de dormir en mi cama...xD
    un besito guapa!!

    ResponderEliminar
  3. JAJAJAJAJAJA por lo que veo experiencias así todos hemos tenido y deberemos tener... jajaja
    Y me parece bien, veis? Así tenemos cosas que contar y de la que reirnos.
    Aunque el sitio era así... tengo que decir que las sabanas por lo menos estaban limpias xD que menudo ascazo lo tuyo Nona!! (que por cierto, qué ilu que me firmes guapa!!)

    ResponderEliminar
  4. VENGA!! escribe más!!! Se ve que lo pasasteis muy bien y encima al verte con Nerea, se nota que este viaje os ha unido mucho y es muy bonito.

    Besos!

    ResponderEliminar
  5. carlos ya sabes quien22 de marzo de 2009, 16:52

    jo que envidia, aunque el hostal diera asco jajajaja un beso

    ResponderEliminar
  6. La madre que os parió, lo que no os ocurra... xD Que envidia, me das, so jodía xD

    un beso ^^

    ResponderEliminar